Para mis pseudoamigos.

Yo decido con quién me tomó un café, con quién mantengo una conversación. O a quién saludo o a quién no. Yo decido quién es mi amigo y quién no lo es, y yo decido de quién me dejo explotar o engañar o manipular y a cambio de que lo hago….Yo decido con quién enfadarme porque no me saluda o no me llama, yo decido si vale la pena entristecerse por ser tratado con indiferencia por alguien que un día dijo ser amigo mío. Yo decido con quien voy a cenar. Yo decido si vivir en soledad, antes que con mala compañía……

Anuncios

Los comentarios están cerrados.